Historia Provincial Malagueña

Amigos visitantes, con estas páginas que siguen pretendo dar a conocer un poco de la riquísima y variada historia del paisaje y del paisanaje de la siempre sorprendente provincia de Málaga.

Espero que les aproveche y gracias por acercarse a estas líneas.

martes, 28 de febrero de 2017

ENTREVISTA EN PERIÓDICO A MIEMBRO DE ASOCIACIÓN DE INVESTIGADORES DE LOS ARCHIVOS DE MÁLAGA.

   Si el pasado día veintidós de este mes de febrero publicábamos un vídeo de la entrevista realizada a un miembro de la Asociación de Investigadores de los Archivos de Málaga (AIAM) por parte del programa Patrimonio y Tradiciones, de la cadena de televisión PTV Málaga, hoy os traemos una entrevista publicada en el periódico de distribución gratuita VIVA Málaga, en su edición del 29 de febrero del año pasado y que transcribimos a la letra:


La Asociación de Investigadores de los Archivos de Málaga: guardianes de la historia de nuestra tierra

   Amantes de Málaga, de su historia y de la genealogía, por encima de todo, son los lazos que unen al medio centenar de miembros de la Asociación de Investigadores de los Archivos de Málaga (Aiam), un colectivo de todas las profesiones y edades que puso sus raíces en nuestra ciudad a partir del año 2002, cuando iniciaron un “apasionante” camino en pro de la defensa de los archivos de Málaga y provincia.


En esta búsqueda de los orígenes familiares por los archivos de Málaga nació entre legajos esta vocación por velar por nuestro patrimonio histórico y documental. Fernando de Laguno Oviedo, miembro de Aiam, cuenta que el objetivo principal de esta asociación sin ánimo de lucro se centra en colaborar para la difusión y conservación de los documentos, tanto parroquiales como históricos de nuestra provincia.



“Málaga, con su pasado y su presente, está recogida en los archivos. Es un mundo apasionante por descubrir, sólo hay que acudir a los archivos y empezar a amar el pasado de nuestra tierra”, afirma De Laguno.


Estos guardianes de nuestra historia llevan a cabo diferentes actividades. Fernando de Laguno enumera estas actuaciones para divulgar los contenidos de los archivos y hacerlos accesibles para el público en general; tareas que -considera- son un “grano de arena” dentro de la inmensidad de legajos que contienen estas moradas de la historia de Málaga.



Ayudar en la indexación y digitalización de los archivos, difundir y hacer accesibles todos los datos obtenidos en las investigaciones, desarrollar conferencias sobre temas relacionados con los fines de la asociación, realizar visitas culturales a lugares de interés histórico, documental o genealógico y realizar exposiciones para difundir las actividades de este colectivo son las principales misiones de este colectivo.




Su página web es otro punto de encuentro de la asociación con la sociedad. En www.asociación-aiam.es/ se despliega un viaje en el túnel del tiempo donde están al alcance de la mano documentos y planos de cartografía histórica malagueña de gran valor archivístico, como el plano de Carrión de Mula sobre la costa mediterránea en el Reino de Granada, fechado en el año 1791; un mapa de la provincia de 1901, un plano del fondeadero de Fuengirola de 1889, otro del municipio de Archidona de 1921, el primer catastro del término municipal de Alhaurín El Grande.




También aparecen fotografiados escritos de gran interés como un libro de repartimientos de Antequera 1410-1510, de Francisco Alijo; Blasones españoles y apuntes históricos de las 49 capitales de provincias, de Esteban Paulisie, o Las capellanías en los siglos XVII-XVIII, de Candelaria Castro, entre otros.




Respecto al nivel de conservación y mantenimiento de nuestros fondos documentales, De Laguno destaca la “excelente” organización de los archivos de la capital y la provincia, especialmente el histórico municipal de Antequera, al tiempo que resalta el grado de catalogación e indexación de los fondos que alberga el Archivo Narciso Díaz de Escovar.


Se puede ver también en:

http://andaluciainformacion.es/malaga/575757/la-asociacion-de-investigadores-de-los-archivos-de-malaga-guardianes-de-la-historia-de-nuestra-tierra/

IHPMalagueñas
Málaga - 2017

ALFARNATE, UN BELLO PUEBLO SERRANO

   Que la Axarquía malagueña está llena de pueblos únicos y encantadores poblados por gentes amables, hospitalarias y educadas es por todo el mundo conocido.  Que el paisaje es espectacular...también.

   Hoy nos vamos a detener unos breves instantes en Alfarnate, los que dura este vídeo -que    esperamos que les guste- de hace justo un año. Un saludo.

                        

   Bien, pues había estado nevando anteriormente, durante la mañana, y lo volvió ha hacer después. Aquí os dejamos una imagen de Alfarnate bajo el blanco manto de la nieve


(Foto propiedad de TOPDRONE, cedida amablemente para esta entrada) 

https://twitter.com/iTopDrone/status/703913417816588289 
IHPMalagueñas
Málaga - 2017

domingo, 26 de febrero de 2017

ESCUDO DEL PAPA PIO XI. CATEDRAL DE MÁLAGA

   Cuando uno acude al Archivo Diocesano de Málaga, accede a éste a través de la capilla del Cristo de los niños , que da acceso a la torre norte de la Catedral y tras subir más de cincuenta escalones, accede a la sala de lectura, donde la archivera, Dª. Susana, atenderá amablemente a su petición o consulta de la documentación de su interés.

   Cuando accedemos a la torre por la capilla antes mencionada, antes de empezar a subir, nos encontramos con un cuadro de forma ovalada con las armas del Papa Pío XI, en el siglo Achile Damiano Ambrogio Ratti (Desio, Lombardía, 31-5-1857 - Ciudad del Vaticano, Roma,10-2-1939)



IHPMalagueñas
Málaga - 2017

CUADROS EN EL ARCHIVO HISTÓRICO MUNICIPAL DE MÁLAGA

   El Archivo Histórico Municipal de Málaga conserva una enorme cantidad de documentación generada por el municipio desde final del siglo XV hasta, como quien dice, antes de ayer, en la inmensa mayoría de los casos muy bien conservada.

   Además de esa documentación, cuenta con una más que respetable biblioteca, con ejemplares, así mismo, desde el siglo XVI en adelante, también en muy buen estado de conservación, a lo que añadir una interesante hemeroteca, bastantes de sus cabeceras digitalizadas y accesibles al ciudadano desde la comodidad de su ordenador personal.

   Aparte de los planos municipales y otras láminas que podemos observar en las paredes de la sala de lectura, podemos contemplar, subiendo las escaleras y en la primera planta, tres cuadros, que son los que a continuación enseñamos.




   Añadir a estos el cuadro que se encuentra en la sala de lectura. El cuadro es un retrato de Narciso Díaz de Escovar, realizado por Martínez de la Vega.



IHPMalagueñas
Málaga - 2017

miércoles, 22 de febrero de 2017

ENTREVISTA EN TELEVISIÓN A MIEMBRO DE LA ASOCIACIÓN DE INVESTIGADORES DE LOS ARCHIVOS DE MÁLAGA

   Entrevista realizada hace un año a un miembro de la Asociación de Investigadores de los Archivos de Málaga (AIAM). En ella se nos desvelan algunos de los "secretos" que los archivos, tanto públicos como municipales, existen en nuestra provincia.

   Fue realizada el pasado veintidós de febrero de 2016 por Antonio Márquez, conductor del programa Patrimonio y Tradiciones, que se emite en la cadena de televisión PTV Málaga.

   El vídeo dura tres cuartos de hora, durante el cual se suceden cuatro entrevistas, pero por lo que a la entrevista al miembro de AIAM se refiere son los primeros trece minutos del programa.

   Esperamos que les resulte interesante.



IHPMalagueñas
Málaga - 2017

sábado, 18 de febrero de 2017

© © VICENTE SANCHO DEL CASTILLO. UN ESCRITOR MALAGUEÑO POCO CONOCIDO © ©

VICENTE SANCHO DEL CASTILLO: DIPLOMÁTICO, ESCRITOR Y SECRETARIO (1850 - 1915)


   Vicente Sancho del Castillo nació en la ciudad de Málaga, el doce de julio del año de 1850, hijo del médico cirujano D. Vicente Sancho Gómez y de Dª Elena del Castillo Blaramberg. Se le bautizó el siguiente día quince en la parroquia del Sagrario, poniéndosele por nombre, Vicente Luis José Bruno Trinidad Juan Gualberto. Un poco largo, pero lo ponemos para hacer notar los nombres de Luis y Juan. 


    Luis por su abuelo paterno, Luis del Castillo Estévez, que fue cónsul de España en la ciudad rusa de Odessa (1804-1824) y Secretario de Estado (1829-1832)


   Juan por su bisabuelo materno, Juan (o Jean) Blaramberg, un holandés al servicio del Gobierno ruso que ocupó puestos de relevancia en la administración y que realizó importantes trabajos arqueológicos en las inmediaciones de Odessa, fundando los museos de esa ciudad y de la de Kerch, siendo su primer director.


   Como es obvio, pasó su infancia en la capital malagueña, quedando huérfano de padre a la edad de cinco años, pues su padre fue víctima del cólera-morbo que asoló la ciudad de Málaga ese año. Tuvo una hermana llamada Elena.


   Desde pequeño estuvo Vicente oyendo contar a su abuela, madre y tías historias de países lejanos, como Rusia y Turquía, pues no en vano tanto su madre como dos de sus tías habían nacido en Rusa, la primera en Moscú y las segundas en Odessa, mientras que la tercera había nacido en Constantinopla, así como la estancia en la capital del reino, Madrid, durante unos años. 


   Así mismo, la presencia, quizás, en casa de mapas y atlas de aquellas apartadas regiones y los libros y correspondencia que de allí vendría, determinaran en el joven el deseo de seguir los pasos de su abuelo y ejercer la carrera diplomática,  hizo que sus padres le llevaran a un buen colegio donde realizara los estudios  primarios más amplios posibles, acometiendo materias tales como matemáticas, geografía, literatura e historia y otros, como los idiomas, destacando de entre ellos el francés, lengua que llegó a dominar a la perfección, pues joven aun, pasó a Francia a continuar su formación, lo cual le sirvió posteriormente para realizar la carrera diplomática, ingresando en ella a finales de noviembre de 1873, pasando en enero de 1875 a ser agregado sin sueldo en la española en París.

   Posiblemente ayudado  a introducirse en la alta sociedad parisina por Zenaida Blaramberg, una hermana de su abuela materna y viuda entonces del que fue cónsul de España en Francia D. Juan Prat Zea Bermúdez, consiguió llegar a ser durante un tiempo secretario particular de la reina Isabel II, algo posible gracias a las relaciones que Zenaida mantuvo con la madre de la reina, María Cristina



   Posteriormente dejó la carrera diplomática, retornando a Madrid y donde entra al servicio del duque de Fernán-Núñez, Manuel Falcó y d'Adda Valcárcel, como su secretario particular, cargo que debió ejercer desde 1881 hasta el fallecimiento del duque, continuando en ese empleo pero al servicio de la duquesa, María del Pilar Osorio Gutiérrez de los Ríos, ejerciéndolo hasta su fallecimiento en 1915

   Sus labores como secretario particular incluían la gestión de la correspondencia de los duques, de la agenda, las citas, las entrevistas, la organización de los actos a los que asistía el duque, las conferencias que daba, la organización de los viajes, tanto profesionales como particulares asistiéndole durante el transcurso de los mismos y todo aquello que estuviera determinado en la agenda del duque, tanto a nivel institucional como particular.

   Compaginándolo con sus obligaciones de secretario, también se dedicó a la enseñanza de idiomas, particularmente del francés. Así mismo, su trabajo cerca de los duques de Fernán-Nuñez le hizo viajar con frecuencia a Namur, ciudad belga donde aquellos tenían intereses y muchas relaciones.




   Durante su vida se hizo a creedor a numerosas condecoraciones y honores, entre los que cabe destacar las cruces de Isabel la Católica, del Cristo (de Portugal), de la Orden de Leopoldo de Bélgica, la de Caballero de la Legión de Honor, la de Santa Ana de Rusia (por su relación familiar con aquel país) y, así mismo, fue Caballero de la Orden de Carlos III.

   Así mismo, fue miembro de la Academia Real de Urbino, Italia (12-junio-1879), de la Real e Imperial Círculo de Fentano, científico y literario de Lasino, (Italia), con medalla de oro y de la Academia de ciencias, bellas artes y nobles artes de Córdoba (abril de 1900).


   Como detalles y anécdotas de su vida personal, diremos que  heredó de su tías Carolina y María Dolores, hermanas de su madre, seis mil reales de vellón, cuatro acciones del Banco de Málaga, tres y media “fanegas de pan sembrar”, en Zafarraya, Granada, y cuarenta y cinco mil reales de vellón en deuda pública consolidada al 3%.

   Así mismo, contrajo matrimonio con Dª. Consuelo de la Llana y Las Heras (Madrid 1859-?), con quien tuvo cinco hijas: Consuelo, Carolina, María Magdalena, María del Pilar y María Luisa. Una de ellas contrajo matrimonio con Joaquín Ramo. 

   Era un gran aficionado a la música, llegando, incluso a componer o interpretar alguna obra.

   Hallándose en Bélgica  y cuando se dirigía, con su familia, desde el castillo de Daré á Bruselas, advirtió que delante de su coche circulaba un automóvil conducido por dos monjas. -Buena suerte tenemos, comentó a su familia, en un país tan católico como este, esa compañía es casi un salvoconducto-
                                     
  De pronto ocurrió que unos soldados belgas detuvieron al automóvil de las monjas y para sorpresa y estupor de la familia, tras una discusión en la que los soldados les ordenaron a las monjas que se despojaran de los hábitos, bajo estos aparecieron las figuras de dos alemanes, quienes portaban varias palomas mensajeras, siendo de inmediato detenidos ambos alemanes.. Recordemos que la Primera Guerra Mundial acababa de estallar.

   Falleció en Madrid, a las siete horas del veinticinco de marzo de 1915, de una pleuroneumonía con insuficiencia cardiaca.  No otorgó testamento y vivía en el número ocho de la calle de San Cosme, distrito de Hospital.

  

   Una de las facetas de su vida, era la de escritor e intelectual, pues desde joven mostró una decidida inclinación a expresar literariamente su personal visión del mundo, ya fuera prosa, ya teatro, ya poesía, publicándolo en diferentes medios de comunicación y que continuó haciendo a lo largo del tiempo.

   Empezó a publicar en Madrid, siendo incluso redactor de la revista madrileña Los conocimientos útiles. En un Madrid en el que acudía de joven y de mayor a diferentes foros de debate y encuentro de intelectuales, como el Ateneo, donde junto a otros escuchaba las enseñanzas de individuos como el  elocuente Moreno Nieto, y las controversias  habidas entre el Padre Sánchez y de Revilla, Campillo, Carlos Peñaranda, Fernández Shaw, Ferrari y otros que daban lectura a sus respectivas producciones literarias e, incluso, ideológicas.


   En 1877, y por poco tiempo, fue redactor y director accidental de la revista El Folletín, donde publicó algunos trabajos.
 
   Su estancia en París tuvo como resultado una obra titulada La sociedad de París: tres bocetos, en los que daba su particular visión de la sociedad que conoció durante su estancia en esa capital y que dividió en tres capítulos: La gran dama, El advenedizo y La mujer entretenida.

  


Tras esta temporada parisiense, volvió a Madrid donde siguió escribiendo y publicando, aunque no solamente publicaba en la capital de España, sino que su Málaga natal veía desfilar por las páginas de la prensa especializada el producto de su creatividad, como por ejemplo la revista El Folletín, una publicación semanal malagueña sobre ciencia, literatura, teatro, poesía y demás artes.  Así mismo, junto a su amigo Carlos Vieyra de Abreu, tradujo al español del francés, en 1879, la ópera Poliutto, de Gounod.

   También junto a Carlos Vieyra, fue codirector de la Biblioteca Hispano-Portuguesa, que trataba sobre poetas, novelistas, historiadores, críticos, escultores, prensa música, etc, de Portugal y fundaron ese año de 1879.


   Así mismo participaba en algunos de los concursos y certámenes llevados a cabo en Málaga, cosechando algunos éxitos, como, por ejemplo, el año de 1881, que obtuvo una mención de honor en el certamen en honor de Calderón de la Barca que celebró en Málaga el Ateneo Escolar, y en junio de 1886, cuando fue premiado en el certamen convocado por la Junta Poética Malacitana, junto a Julia Asensi, Abelardo Sancho, Afán de Ribera, José C. Bruna (primer premio) y otros.
 
   En febrero de 1880, tras haber acogido con entusiasmo junto a otros amigos, como Carlos Vieyra de Abreu y Francisco de Paula Chabrán y López, la nueva técnica de estenografía inventada por el abate Duployé, constituyó en Madrid el Círculo Estenográfico Español, siendo su primer presidente, a la vez  de un Centro estenográfico, haciendo la presentación pública del mismo el día dos de febrero de ese año, en el salón de sesiones de la Academia de Jurisprudencia, y el quince de marzo se fundaba un periódico, El Estenógrafo,  mediante el cual propagaba públicamente el novedoso sistema.



El secretario del Circulo, Carlos Vieyra de Abreu, dio cuenta de los trabajos que se llevaron a cabo desde que se conoció el sistema de Duployé hasta la fecha, con el objeto de establecer en España una Sociedad que consagrase todos sus esfuerzos a dar a conocer el conocimiento de la estenografía, a ser posible en todas las clases sociales, siendo ese el fin principal de la creación de dicho Círculo. 



   El presidente, Vicente Sancho del Castillo, tras la intervención del Secretario, leyó un breve y razonado discurso, haciendo una reseña del arte estenográfico o taquigráfico, añadiendo que la importancia de la estenografía ha sido tan grande, y tan necesaria su popularización, que solo en Alemania se contaban entonces con doscientas cincuenta y tres Sociedades difusoras de la estenografía y con sesenta y ocho publicaciones periódicas en taquigrafía. Continuó su discurso haciendo algunas consideraciones para demostrar las ventajas que ofrecía el sistema Duploye, que era el que adoptó el Círculo, que era el que se enseñaba oficialmente en las Universidades tanto de Inglaterra como de los Estados Unidos.


   Terminado el acto de presentación del Círculo, el presidente dirigió al inventor del sistema Duployé el siguiente despacho telegráfico: «El Circulo estenográfico español, reunido en su sesión inaugural, envía á V. el testimonio de su afecto y su más sincera felicitación..» 
  
  

El objetivo de la estenografía era la propagación y enseñanza de la  técnica de escribir con la misma rapidez con que se hablaba. En las clases se empleaba el método Duployé, que garantizaba llegar a escribir 100 palabras por minuto. A cada alumno se le entregaba un manual al precio de cinco pesetas. En el caso de que el alumno no residiera en la ciudad de Madrid, podía optar por la enseñanza a distancia, para lo cual se le remitían los cuadernos de trabajo y a través de la correspondencia tanto las explicaciones, las correcciones y las dudas. El precio de la matrícula incluía cinco cartas entre profesor y alumno. 


   La acogida fue muy favorable y aparte de las numerosas personas que se inscribieron en el curso, el Ministerio de la Guerra dispuso que diez individuos de la guarnición de Madrid ingresasen en el Círculo para realizar el curso.

 

   Las clases empezaron a impartirse el primero de abril d 1880, en un aula de la academia de D. Carlos Gleizes, que la cedió generosamente. El curso terminó a finales de junio y se entregaron nueve diplomas  y en diciembre de ese año, en vista del éxito obtenido y la utilidad pública de la enseñanza de la estenografía, el Ayuntamiento de Madrid cedió un aula en una de las escuelas municipales madrileñas. A partir de 1881, empezaron a asistir a las clases algunos niños.
 
   Aparte de los ya mencionados Vicente Sancho como Presidente y Carlos Vieyra como Secretario, se tiene noticia de otros miembros del Círculo, como el matemático motrileño D. Joaquín Puyana y D. Emilio Ruiz de Salazar, director de la revista El magisterio español,  D. José Rubio y Gettero y D. Romualdo Álvarez Espino, creadores de un Círculo Estenográfico en Cádiz, D. Rodrigo Sánchez Arjona, en Extremadura, el ingeniero Sr. Alessandri, en Córdoba, D. Faustino Odriozaola, en Santander,..

   El primer Congreso de Estenografía celebrado en España tuvo lugar en Madrid, siendo su apertura en la Exposición del Retiro el día veintiocho de septiembre de 1912 y continuado en la Sala de Taquigrafía del Congreso.

 

No obstante esto, continuó con su labor literaria y publicó en los años siguientes muchas obras, tanto en Madrid como en Námur, Bélgica, no solo libros, sino también artículos en revistas literarias y llevó al teatro Lara, de Madrid, alguna obra suya, siendo interpretada por artistas tales como Balbina Valverde, Julián Romea y Pedro Arana. 


   Usaba el seudónimo Pedro Roca y lo usaba preferentemente para su labor de crítico literario y de comentarista de obras literarias publicadas.


   De entre sus obras destacaremos las siguientes:


- La sociedad de París. Tres bocetos. Precedidos de un prólogo de Carlos Vieyra de Abreu. Madrid, 1876. Dedicada a Serafín de Torres y Hoyos. 


- Memoria y discurso leídos por el secretario y el presidente del Círculo en el acto de la apertura de curso, verificada el día 2 de febrero de 1881 en el salón de sesiones de la Academia de Jurisprudencia / Círculo Estenográfico Español. 14 páginas. Madrid, 1881.


- Baile de trajes en casa de los duques de Fernán-Núñez : 25 de febrero de 1884 / Apuntes tomados por Vicente Sancho del Castillo y Emilio Bravo y Moltó. Madrid, 1884. Dedicada a los duues de Fernán-Núñez.



- Tan malo es pasarse como no llegar: monólogo en dos cuadros y en verso (monólogo dramático). 1884. Dedicada a Enriqueta Pantoja.


- Gilguero, hermanos: juguete cómico en un acto y en verso. 32 págs. Madrid, 1886. Representado por primera vez en el Teatro Lara el 24-4-1886.


- Como me lo contaron te lo cuento. Madrid, 1887. Dedicada a Manuel Falcó y Osorio, marqués de la Mina.


- María en el Calvario (Poesía. 22 páginas) Madrid, 1889



- La Cruz (Poesía) Madrid, 1893


- Himno a Santa Rita. Letra de Vicente Sancho del Castillo y música de D. José Gotós y Vives 


- El juego ante la verdad, el derecho y la justicia. 48 páginas. Madrid, 1895. Carta en respuesta a un artículo de D. José Carlos Bruna. 


- Les veritables Grands d'Espagne: Osius Evêque de Cordove (256-257) : étude histórique. 183 páginas. Namur, 1898. Estudio realizado en Roma, ciudad en la que estuvo residiendo una temporada.
  

- ¡Sevilla! ¡Málaga!. 1905


- La lección de Isabelita: monólogo infantil en verso. Namur, 1907. Dedicada a su hija Magdalena.


- España: cuentos, leyendas, tradiciones. ¿1907? 


- Maître Malin, avocat. Sainete infantil. 18 páginas. Namur, 1909 


- Le chêne et le roseau. Petit episode dramatique en deux actes pour enfants. Namur, 1911 o 1912. Obra dedicada a María Fernández de Henestrosa y Salabert, hija menor de los duques de Santomauro
 

- Un monsieur decoré. Petite comedie en un acte pour enfants. Namur, 1911.



- Le Lion de Flandra. 94 páginas. Namur, 1912. Episodio histórico escrito en francés y destinado a los grandes centros de educación de Bélgica. Está escrito tres actos y en verso y está dedicada al rey de Bélgica.
  

- L´heritage de la Tante. 1911 o 1912


- L´Etoile de Lucette, monologue pour petites fille. 15 páginas. Namur, 1913


- Cendrillon, petite féerie en trois tableaux, pour enfants. 44 páginas. Namur, 1913   
 

- Ausencias causan olvido. Comedia en un acto. En 1913 no se hallaba impresa. Catálogo general.
 

Colaboró con algunos periódicos y revistas como:


- El Folletín: 1) Dupuytren, 2)Un recuerdo tragi-cómico, 3) El Canal Grande en Venecia, 4) Detrás del telón, y 5) Al borde del abismo. Málaga, entre el 10-9-1876 y 3-12-1876.


- El periódico para todos: La infancia de Bayardo. 18-1-1877


- La ilustración de la Mujer: Cristina de Pisán. Barcelona, 1 y 15-5-1884 y 8-6-1884.


- Los Dos Mundos: Poema dedicado a Elisa del Rey, pianista española pensionada por el gobierno español en París y primer premio del conservatorio de esa capital. Madrid, 18-4-1884.



IHPMalagueñas
Málaga - 2017